• Fotografía referencial en la ruta 41. El accidente, protagonizado por un bus de Vía Elqui y un vehículo particular, está siendo investigado por peritos de la SIAT para determinar la causa basal del siniestro.
Crédito fotografía: 
El Día
Una pareja murió la noche del sábado tras ser colisionada por un bus de la empresa Vía Elqui. Si bien las causas del accidente son materia de investigación, testigos apuntan a un eventual exceso de velocidad por parte del conductor. Hasta el cierre de esta edición El Día no pudo obtener una versión oficial de la compañía.

La familia de Ronald Madariaga (31) no descarta interponer acciones legales tras la muerte del hombre en medio de un trágico accidente en el que perdió la vida junto a su pareja, Marcela Ramírez (27), la noche del sábado en la ruta D-41.

Las dos víctimas fatales transitaban en su vehículo a la altura del cruce del sector de Quebrada de Talca, en el kilómetro 26 de la carretera, cuando al realizar el viraje a la izquierda para ingresar a la localidad fueron colisionados por un bus de la empresa Vía Elqui, que transitaba en dirección poniente.

El impacto produjo la muerte instantánea del hombre en el sitio del suceso y dejó con diversas heridas a su acompañante, quien falleció posteriormente en dependencias del Hospital de La Serena, debido a la gravedad de sus lesiones.

En conversación con El Día durante este lunes, la hermana de Ronald, Samara Madariaga, confirmó que si bien como familia no han tomado la decisión “es lo más probable” que se interponga una querella, “porque el bus, o la línea de buses, se tiene que hacer responsable por las dos víctimas fatales”, señaló.

Samara detalló que la familia ha conversado con varias personas que estaban a bordo de la micro ese día, quienes habrían comentado que el vehículo mayor transitaba a exceso de velocidad, “se había saltado discos pare y había adelantado como loco y de ese apuro surgió esta tragedia”, sostuvo.

Ronald, del sector de Algarrobito, era padre de dos hijos -de 6 y 11 años de edad- y Marcela, de Calera, era madre de una niña de 8 años. Según el relato de sus familiares, ambos habrían salido a comprar, luego de haber pasado la tarde junto a los padres de la joven, cuando ocurrieron los hechos.

La velocidad

Actualmente no se tiene clara la causa basal del accidente y una eventual conducción a exceso de velocidad deberá ser determinada por las pericias que realiza la Sección de Investigación de Accidentes de Tránsito (SIAT) de Carabineros, pero el hecho volvió a poner sobre la palestra las constantes críticas a la conducción de los buses por la ruta, así como de las condiciones de la vía.

Así lo manifestaron además decenas de lectores que comentaron su experiencia viajando al Valle de Elqui por la ruta D-41 una vez conocido del accidente, ya que no sería primera vez que los buses de este trayecto son cuestionados por su forma de conducir.

Intentamos contactarnos con la empresa de transportes Vía Elqui, sin embargo no recibimos respuesta durante este lunes, debido a que la persona a cargo se encontraba en una reunión. En conversación con un conductor de microbuses del sector, diversas versiones de la velocidad como causa del accidente se difundieron, sin embargo consideró “muy difícil” que esto ocurriera.

“El taco no te deja ir a exceso de velocidad. En invierno puede ser que sí, pero esta zona es 100 kilómetros por hora”, misma velocidad máxima que alcanzan este tipo de vehículos y “al ir con pasajeros, cuesta incluso alcanzar esa velocidad, por la carga”, argumentó el conductor.

Por otro lado, el teniente Julio Mardones, a cargo de la subcomisaría La Florida, que estuvo a cargo del procedimiento en la ruta D-41, indicó que este límite de velocidad en la carretera que une a La Serena con el Valle “es variable”, debido precisamente a las entradas y cruces de localidades como Quebrada de Talca.

“A metros de distancia del puente va bajando a 80 km/h y a 50. La velocidad de todos los cruces que están en la ruta disminuyen”, explicó. Sin embargo, pese a las reducción de velocidad, reconoce que “la gente pasa con excesos”, por lo que aprovechó de hacer un llamado a “conducir de manera prudente y con todas las medidas de seguridad” para evitar accidentes fatales.

El uniformado aclaró que este factor como origen del accidente “es materia de investigación” y explicó que las pericias de la SIAT deberán determinar las causas del siniestro, que pueden ser varias. “(…) Si hay cámaras en el bus, si el giro del vehículo fue imprudente, si el bus iba a exceso de velocidad, la autopsia para ver las condiciones en que se encontraba esta persona (…) Lo importante va a ser la pericia”, indicó.

Fiscalizaciones

Actualmente la Seremi de Transportes no cuenta con las pistolas radar para hacer fiscalizaciones constantes en las carreteras. Se recibe una desde el nivel central, que es usada en la zona por cerca de un mes en coordinación con Carabineros para distintos lugares de la región.

Carabineros cuenta con los implementos y realiza fiscalizaciones periódicas, pero se centran también en utilizar metodologías para disuadir las velocidades altas. “Se instalan conos y se realizan controles de ruta. Cuando el conductor lo ve reduce la velocidad (…) es una forma disuasiva, se generan controles vehiculares y eso da un impacto en el control de velocidad”, dijo Mardones.

En temporada estival la cantidad de vehículos transitando en la carretera aumenta durante semana y llega a los niveles que se registran en un fin de semana normal. “Como el impacto es mayor, se realizan controles de ruta de forma aleatoria”, agregó el carabinero.

Aún así la conducción de muchas de las personas que transita por esta ruta sigue siendo irresponsable, por lo que llamó a conducir con precaución. Por otra parte, los familiares de Ronald sostienen que esperan reunir los antecedentes para posiblemente llevar el caso a la justicia.

Cifras preocupantes

El alcalde de Vicuña, Rafael Vera, indicó que la lamentable noticia es fruto de la “inacción de las autoridades”, ya que tras más de dos años de reuniones y búsqueda de soluciones, no se han tomado acciones concretas en solucionar los peligros de la vía, que ha expuesto en varias oportunidades. 

“La ruta es peligrosa, más aún con la imprudencia de los conductores, pero se pueden realizar acciones para disminuir los accidentes.  Por todos los medios le hemos pedido a la Intendenta y a Vialidad ensanchar en algunos sectores, bandas alertadoras, mejor señalética, mejorar los accesos a los poblados aledaños para reducir las altas cifras de accidentes y mortalidad”, indicó el edil.

Vera expuso cifras preocupantes. En los primeros días del año, cinco han sido los fallecidos por accidentes de tránsito en la  ruta 41. Se trata del número más alto de los últimos diez años, que demuestran además que los accidentes en el sector se han cuadruplicado en comparación con el año anterior.

Con esas cifras en mano, el alcalde Vera emplazó una vez más a las autoridades, manifestando que las solicitudes que ha realizado al MOP regional para obtener respuestas a este problema “son para ahora” y van más allá de la doble vía en la ruta. “Esto no tiene hoy que ver con la doble vía que es un tema que no se resuelve en la región, lo que le hemos pedido desde hace cerca de dos años son obras rápidas, los arreglos a la ruta 41 deben realizarse ahora para evitar más muertos”, sostuvo.

Según el edil la falta de respuestas concretas por parte de las autoridades no se justifica, “lo he dicho anteriormente y lo voy a volver a decir hasta que se realicen las obras, se están manchando con sangre las manos de las autoridades porque con su negligencia no han tomado las medidas y los vecinos no pueden estar tranquilos por temor a perder la vida en la ruta”.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X